jueves, 23 de mayo de 2013

Independiente superó a Boca Unidos y mantiene su corriente de optimismo

El conjunto de Avellaneda debió sufrir más de la cuenta ante Boca Unidos, pero avanzó a Octavos tras ganar por 4-2 en la definición por penales (1-1 en los 90 minutos). En la próxima instancia, el Rojo enfrentará a Arsenal. Independiente pasó a los Octavos de Final de la Copa Argentina Sancor Seguros tras superar 4-2 en los penales a Boca Unidos de Corrientes (1-1 en los 90 minutos, con goles de Núñez y Miranda). El conjunto de Avellaneda tuvo a Fabián Assmann como figura excluyente, pues ingresó por la lesión de Hilario Navarro y fue una pieza clave al tapar dos remates en la serie desde los doce pasos. Ambos equipos buscaron explotar la velocidad de sus atacantes durante los primeros 45 minutos. Del lado de Independiente, se mostraron activos Lucas Vllafañez, Leonel Miranda y Fabián Monserrat, los chicos que puso Miguel Brindisi para darle frescura y desequilibrio a los intentos ofensivos. Boca Unidos también propuso un diagrama similar, con Cristian Núñez y Gonzalo Ríos como referencias. No abundaron las situaciones de gol durante la etapa inicial, pese a que el partido adquirió un ritmo entretenido durante gran parte del tiempo. Independiente propuso, pero chocó contra la falta de ideas para lastimar a Gastón Sessa. Su rival, atento y concentrado para defender, lo aprovechó y se fue al descanso arriba en el marcador con el tanto de Ríos, quien había exigido a Hilario Navarro en los primeros instantes del juego y lo venció pasados los 25 minutos, con un remate cruzado tras una acción colectiva ideada con Núñez, el mejor del primer tiempo por lo que generó. No fue superado Independiente, pero al equipo de Avellaneda no le faltaron contratiempos. A la salida por lesión de Hilario Navarro – ingresó en su lugar Fabián Assmann – se le sumaron la lentitud de sus defensores para contener los ataques rivales y la polémica decisión del árbitro Fernando Rapallini, quien decidió no expulsar a Alan Pérez pese a un terrible planchazo que el defensor le propinó a Lucas Villalba. Brindisi modificó el rumbo del encuentro con el ingreso del juvenil Eloy Rodríguez, delantero de la reserva. Independiente tuvo mayor peso ofensivo y manejó la pelota con criterio e hizo méritos para alcanzar el empate, que llegó a través de Leonel Miranda; el juvenil empató con un tiro libre bien direccionado que Gastón Sessa no pudo despejar. Los protagonistas se conformaron con el empate y los penales fueron cosa juzgada. Allí se lució Fabián Assmann, quien no atajaba hace mucho tiempo y demostró estar a la altura al tapar los remates de Quinteros y Pérez. Independiente fue certero pese al disparo fallado por Miranda, Lucas Villalba definió el encuentro y la noche salteña conoció a su ganador. Independiente alargó su buen momento y Brindisi pudo ver en la cancha a los chicos que en el día de mañana, serán el material más preciado del equipo. El Rojo atraviesa una corriente de optimismo, de buenos resultados, y sus hinchas lo agradecen. copaargentina.org.ar

No hay comentarios: